Plan de la OMS para eliminar las grasas trans producidas industrialmente del suministro mundial de alimentos

14 de mayo de 2018 (OMS)- La Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó hoy REPLACE, una guía paso a paso para eliminar las grasas trans producidas industrialmente del suministro mundial de alimentos.

La eliminación de las grasas trans es fundamental para proteger la salud y salvar vidas: la OMS estima que, cada año, la ingesta de grasas trans causa más de 500.000 muertes por enfermedades cardiovasculares.

Las grasas trans producidas industrialmente se encuentran en grasas vegetales endurecidas, como la margarina y la mantequilla clarificada, y suelen estar presentes en bocadillos o snacks, productos horneados y productos fritos. Los fabricantes a menudo las usan porque tienen un período de almacenamiento más largo que otras grasas. No obstante, se pueden usar opciones más saludables que no afectan el sabor ni el costo de los alimentos.

Lee más

El hielo marino ártico es un sumidero temporal importante y un medio de transporte para microplásticos

Los microplásticos (MP) son reconocidos como un peligro ambiental creciente y han sido identificados hasta en las regiones polares remotas, con concentraciones particularmente altas de microplásticos en el hielo marino. Poco se sabe sobre la variabilidad horizontal de MP en el hielo marino y cómo el cuerpo de agua subyacente afecta la composición de MP durante el crecimiento del hielo marino. Aquí mostramos que el MP de hielo marino no tiene una composición de polímero uniforme y que, dependiendo de la región de crecimiento y las trayectorias de deriva del hielo marino, se pueden observar patrones únicos de MP en diferentes horizontes de hielo marino. Por lo tanto, incluso en regiones remotas como el Océano Ártico, ciertos PM indican la presencia de fuentes localizadas. El aumento de la explotación de los recursos del Ártico probablemente dará lugar a una mayor carga de MP en el hielo marino del Ártico y mejorará la liberación de MP en las áreas de fuertes derretimientos de hielo marino estacional y las pasarelas de salida.

La deuda bate récords y amenaza la economía mundial, según el FMI

El endeudamiento alcanza récords, tironeado por China, y supera ampliamente sus niveles de 2009, justo después de la quiebra del banco Lehman Brothers, representando un riesgo para la economía mundial, advirtió el miércoles el FMI.

“No hay lugar para la complacencia”, afirmó Vitor Gaspar, jefe de asuntos presupuestarios del Fondo Monetario Internacional, durante la presentación del informe titulado “El observatorio presupuestario”, antes de las reuniones de la primavera boreal del FMI y del Banco Mundial.

Según el estudio, el conjunto de la deuda alcanzó 1,64 billones de dólares en 2016 y representa 225% del PIB mundial.

“El mundo se encuentra 12% más endeudado que durante el récord precedente, en 2009”, lamentó el Fondo, atribuyendo este aumento sobre todo a China, que representa 47% del crecimiento de la deuda desde 2007.

El endeudamiento debería proseguir tras la aprobación por Estados Unidos de una reforma fiscal que provocará un crecimiento de su déficit presupuestario en un billón de dólares en los próximos tres años, elevando la deuda del país a 116% del PIB de aquí a 2023.

En los países desarrollados, la deuda se sitúa en 105% de su PIB, el nivel más alto desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, y en los países emergentes alcanza el 50%, una proporción inédita desde la crisis de la deuda de los años 1980, que golpeó fuertemente a las economías en desarrollo.

“La experiencia demuestra que los gobiernos más exitosos son aquellos que se preparan apenas aparecen nubes en el horizonte”, dijo Gaspar, y llamó a los estados a tomar medidas para evitar hallarse atados de pies y manos en caso de crisis.

“Un endeudamiento y déficit importantes reducen las capacidades de los gobiernos de responder con políticas presupuestarias que refuercen a la economía en caso de recesión”, subrayó el FMI.

Los países emergentes podrían ser las primeras víctimas: “El endeudamiento se encuentra en un nivel muy elevado en el mundo entero y a menudo la deuda está suscrita en dólares”, recordó el economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, en la presentación el martes de las perspectivas económicas de la institución financiera multilateral.

En estas condiciones, si Estados Unidos aumentara de manera más rápida de lo previsto sus tasas de interés, los países emergentes sufrirían las consecuencias.

El FMI reduce pronostico de crecimiento de la economía dominicana

WASHINGTON. El Fondo Monetario Internacional (FMI) prevé que la recuperación económica en Latinoamérica se fortalezca este año hasta alcanzar un crecimiento del 2 %, por encima del 1,3 % registrado en 2017, según la actualización de sus perspectivas económicas anunciadas hoy.

En su nuevo reajuste de sus pronósticos mundiales, el Fondo elevó las previsiones de crecimiento de Latinoamérica para 2018 en una décima respecto de enero, hasta el 2 %, en gran medida por el impulso de Brasil, que aumentó sus previsiones del 1,9 % al 2,3 %.

“Hemos visto una recuperación generalizada en gasto e inversión en Brasil, especialmente si nos remontamos al 2016, cuando la economía estaba contraída. Hay un retorno al crecimiento positivo, y el bajo nivel de inflación ahí también ayudó a bajar las tasas de interés”, explicó hoy el economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, en la presentación del informe de perspectivas globales.

Así, el organismo atribuye al “mayor consumo y crecimiento en inversión privada” el aumento de sus estimaciones para Brasil, que verá crecer su economía en un 2,3 % en 2018 y en un 2,5 % en 2019, datos revisados ambos al alza en cuatro décimas respecto a la anterior actualización de hace tres meses.

El sólido crecimiento de México, que se mantiene en el 2,3 % para este año, y la subida de los pronósticos para las economías de Chile (del 3 % al 3,4 %) y Ecuador (del 2,2 % al 2,5 %) han contribuido también a que el FMI incremente sus proyecciones para la región.

El Fondo destacó que la economía de México se beneficiará este año de la revisión al alza del crecimiento de Estados Unidos, que ha visto su proyección aumentada en dos décimas hasta el 2,9 % en 2018.

En este sentido, el director adjunto del Departamento de Investigación del FMI, Gian Maria Milesi-Ferretti, aseguró en rueda de prensa que la reforma fiscal aprobada en diciembre por el Congreso estadounidense tendrá un “efecto positivo” en la economía mexicana.

No obstante, advirtió de la gran importancia que la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TCLAN), ahora en su séptima ronda, tiene para México, cuyas exportaciones mayoritariamente van destinadas a EE.UU.

“Esperamos que el contexto para alcanzar un acuerdo TCLAN sigan mejorando. Poner barreras a la integración (comercial) tendría un impacto muy negativo”, señaló Milesi-Ferretti.

El FMI apuntó en su análisis que “continua la recuperación gradual del crecimiento en Latinoamérica y el Caribe, una región severamente afectada por la caída de los precios de las materias primas entre 2014 y 2016”.

Después de aumentar el 1,3 % en 2017, el Fondo espera que el crecimiento de Latinoamérica se acelere progresivamente del 2 % en 2018 al 2,8 % en 2019, según esta última actualización.

Las cifras de la región, sin embargo, vienen lastradas por la profunda crisis económica que vive Venezuela, con una contracción estimada del 15 % para este año y del 6 % para 2019

De hecho, el FMI prevé que la inflación en Venezuela ronde el 14.000 por ciento en 2018, alimentada por la pérdida de confianza en la moneda nacional, una situación acrecentada por el colapso en la producción de petróleo y su exportación.

Además, algunos países de la zona han visto reducidas sus expectativas de desarrollo para 2018 con respecto a las últimas perspectivas anunciadas en enero, entre ellos Argentina, que pasa del 2,5 % a 2 %, Colombia (del 3 % al 2,7 %) y Perú (del 4 % al 3,7 %).

La economía argentina, que creció un 2,9 % en 2017, moderará sus progresión en 2018 hasta el 2 % debido “al efecto de la caída de la producción agrícola, así como al ajuste fiscal y monetario necesario para mejorar la sostenibilidad de las finanzas públicas y reducir la alta inflación” del país, señala el informe de Perspectivas Económicas Mundiales del FMI.

Reduce pronostico para RD

En Centroamérica y en la zona caribeña, se espera que Panamá siga creciendo a ritmos superiores al 5 por ciento, concretamente al 5,6 % en 2018 y al 5,8 % en 2019, y que la economía de la República Dominicana progrese un 5,5 % este año y un 5 % el próximo.